Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Varios’ Category

En nuestro blog, como en la vida, no hay nada realmente 100 % definitivo, y lo que era el diseño definitivo de la camiseta el año pasado, ha pasado a estar obsoleto y a ser sustituido por el diseño re-definitivo que os presentamos hoy.
Las líneas maestras de diseño son las mismas, pero las nuevas posibilidades que nos han dado la gente de http://www.virklon.com (web totalmente recomendable para los que queráis diseñar todo tipo de equipaciones deportivas) con la inestimable ayuda de José Manuel, nos han permitido tunear nuestra vieja camiseta y actualizarla.
El principal problema que teníamos con la tecnología que utilizamos el año pasado era que sólo se podía aplicar sobre fondo blanco, por lo que nuestra aportación se limitaba a diseñar un dibujo que nos gustase y plasmarlo en la espalda. Esta vez hemos podido hacer todo lo que hemos querido, combinar diferentes colores y poner imágenes en todas las partes de la camiseta.
La idea era mantener el dibujo de la parte trasera y poner nuestro nombre en la parte delantera para que la gente lo pueda leer y animarnos en la carrera. Debido al color que finalmente elegimos, verde y negro, tuvimos que modificar los coloresuntitled2 de imagen la parte trasera y yo además añadí los nombre de Lucía (con un chupete) y de Paloma. En la parte delantera además de poner nuestros nombres sobre el fondo de una Ikurriña (copiando vilmente el logo del piloto británico de moto GP Carl Crutchlow), decidimos poner un dibujo de la evolución del corredor para que no quedase tan vacío cuando la utilicemos sin dorsal. Óscar también decidió poner los nombres de sus hijos, Julen y Sirats, en esta parte. Y finalmente, para darle un toque, hemos puesto el logo de New York Road Runners en las mangas junto con el año 2013.

Ya nos diréis que os parece este nuevo diseño:

Camiseta RE-finitiva

Ahora solo falta llevarla hasta la meta de Central Park el 3 de Noviembre, New York allá vamosssss!

Anuncios

Read Full Post »

TOMAAAA TOMAAAAA TOMAAAA!!!!!

Ya estamos un pasito más de cerca de hacer realidad nuestro sueño, nos han mandado nuestro ansiado “ACCEPTED” para poder correr el ING New York City Marathon 2013.

Maratón z7vj5gxr_back_1369898973

La verdad es que nos han dado una alegría muy grande, no teníamos muchas esperenzas porque las probabilidades no eran muy altas después de que se suspendiese la edición del año pasado, pero el dios del running se ha querido portar bien con nosotros y nos ha regalado esta oportunidad que no vamos a dejar escapar.

Toma

Tenemos 5 meses para prepararnos físicamente (la verdad es que nos hemos dejado bastante, sobre todo Oscar) y económicamente (como no teníamos muchas espereranzas dejamos de ahorrar hace unos meses), pero la motivación es muy grande y seguro que seremos capaces de acabar el maratón con dignidad.

Ya no hay vuelta atrás, acabamos de comprar los vuelos y tenemos confirmada nuestra reserva de suelo en la casa de Cesar así que ya sólo queda lo más fácil, recorrer los 42,195 km para cruzar la meta en Central Park.

Por cierto, sigue estando abierto el plazo de inscripciones para acompañarnos en nuestra aventura y recibirnos en la meta como héroes con una sudadera calentita.

¡NOS VEMOS EN LA META!

4991768-siluetas-de-un-equipo-de-un-cruce-de-linea-de-meta-con-cada-persona-como-un-objeto

Read Full Post »

Comienza la temporada!

Después de varias carreras intrascendentes (sobre todo para Óscar, que sólo intentó correr una y no la acabó), hemos llegado al año de nuestro gran reto, sólo quedan 286 días para el ING New York Marathon 2013

Y con el nuevo año empieza la temporada de carreras de nuestro gran año, debemos planificar cuidadosamente las carreras que hacemos para llegar a tope al 3 de Noviembre. Esperemos que las lesiones se porten con nosotros y no corten nuestra preparación.

La primera parte del año ya está planificada:

– 10 de Marzo: Medio Maratón Ciudad Universitaria

– 7 de Abril: Medio Maratón de Madrid

– 28 de Abril: Rock & Roll Madrid Maratón

Para todas estas carreras contaré, entre otros, con la inestimable compañía de Miegi, que se ha planteado el reto de estrenarse en el mundo de los maratones con el de Madrid.

La preparación será dura, sobre todo con el frío que hace por estos lares, pero un reto es un reto y hay que conseguirlo como sea.

Respecto a Óscar, a día de hoy apostaría a que no es capaz de correr el maratón de New York, porque se está poniendo como Ronaldo (el gordo) y corre menos que Chiquito de la Calzada…

ronaldo-gordochiquito_de_la_calzada

Read Full Post »

Diseño definitivo de la camiseta

Ya no hay vuelta atrás, las camisetas están en la imprenta. A pesar de la nula colaboración de nuestros lectores, la verdad es que el diseño ha cambiado mucho respecto al que os enseñamos hace unas semanas. Digamos que se mantiene el fondo, pero cambian las formas. Esperamos que os guste…

Read Full Post »

Adaptarse o morir

No pienso daros la paliza con la teoría de la evolución de Darwin, simplemente es que me he dado cuenta de que desde que empecé a correr he tenido que cambiar muchas cosas para ser capaz de entrenar todo lo que estoy entrenando a día de hoy. Os voy a contar estos cambios cronológicamente.

Cuando empecé a correr un poco, hace unos 5 años, lo hacía con las zapatillas de jugar a fútbol sala. La calidad de estas unidad a mi más que evidente sobrepeso, hacían que me doliesen mucho las rodillas, por lo que decidí ir al Decathlon a comprarme unas zapatillas de correr no muy caras para comprobar si me gustaba esto del running. Cuando comprobé que no me gustaba pero que lo necesitaba, fui comprándome zapatillas buenas, las primeras en mi primer y único viaje a New York ¿sería el destino?.

Los 5 km que corría aproximadamente antes de decidir entrenar para correr el maratón evidentemente se hacían insuficientes, por lo que el siguiente cambio fue convertirme en “subecuestas” profesional (los que conocéis dónde vivo sabéis de lo que hablo) es imposible correr más de esa distancia sin subir unas cuestas infernales, pero bueno, mi único consuelo es que es bueno para entrenar.

Cuando llegó el buen tiempo y las carreras empezaron a ser más largas decidí aventurarme por unos caminos de piedras al final de mi urbanización que en invierno están impracticables ( lo sé porque los veo a menudo cuando salgo con la moto de enduro). La zona está muy bien, pero las piedras estropeaban mis pies y mis caras zapatillas de running, por lo que el siguiente paso fue pedir en mi cumpleaños unas zapatillas de trail runnig.

Salomon XT Wings 2 GTX

Salomon XT Wings 2 GTX

Este es uno de los caminos por donde entreno ahora

Mi hermano, como buen conocedor de mis excusas, también decidió regalarme una gorra y unas gafas para correr en verano cuando el sol aprieta (tenéis que ver la pinta con la que corro ahora).

También hay que hidratarse

Ahora llegan las vacaciones, y lo suyo es salir a correr por la playita. Ahí no voy a necesitar equipamiento específico, correré descalzo, pero si quiero evitar lesiones debo adaptar mi estilo a correr por la arena. He estado investigando por internet y no hay muchos consejos sobre cómo hacerlo, por lo que decidí que como siempre se me ha dado bastante bien copiar, lo mejor iba a ser buscar videos de gente corriendo por la playa e imitar su depurada técnica. Después de analizar miles, que digo miles, millones de videos, he encontrado al gurú del running playero:

Espero que no se haya notado mucho que esta entrada era únicamente para poder colgar este video, jajaja

NOS VEMOS EN LA PLAYA!!!

Read Full Post »

Pues nada, ya está aquí la esperadísima cuarta parte de la saga más famosa de la década:

 

 

Y también la de La mejor carrera de mi vida.

No, no es la última, lo siento. La verdad es que al principio pensé en escribirla de una sola vez. Luego pensé en partirla en 3 partes. Luego 4… Pero bueno, no os alarméis, creo que estamos ya en la antesala del gran final.

 

 

En fin, al grano. Como otras veces, lo primero es dejaros los enlaces a las 3 primeras partes, para que aquellos que no las hayáis leído o no las recordéis, podáis poneros al día:

Primera parte

Segunda parte

Tercera parte

Acabábamos el último capítulo explicando que la vuelta de las vacaciones habían traído consigo 2 novedades: el comienzo de mis entrenamientos y carreras con Juanjín y la decisión de que la apuesta con Benoit tuviera lugar en la mítica Santurce a Bilbao, en Noviembre.

Desarrollaré un poco estos importantes puntos:

La idea de aprovechar la disputa de la Santurce a Bilbao para la apuesta de mi plaza de parking en Ormazabal tuvo consigo algunas consecuencias importantes:

La primera, que Juanjín y yo decidimos tratar de involucrar al mayor número de personas posible de Ormazabal en la carrera. Hablamos con recursos humanos para que nos hiciese unas camisetas corporativas (gracias Aitor, pero la verdad es que las camisetas eran una mierda) y animamos a todos a participar en el evento. Incluso nos hicieron una entrevista para la revista de la empresa. Creo que nos apuntamos unos 20, sin duda un éxito teniendo en cuenta la panda de vagos que había en aquel momento en la empresa.

Pero la novedad más importante fue que, ante la más que evidente baja forma de Benoit, decidiese automotivarme incluyendo en la apuesta a un corredor más joven y en forma que él: Gustavo. Al igual que el francés, deseaba con fuerza mi plaza de parking, así que se puso a entrenar como un loco con el único objetivo de ganarme.

 

 

El caso es que la organización de esta carrera supuso una gran motivación en la vida de Juanjín: era la ocasión que llevaba un año esperando para integrarse definitivamente como bilbaíno. A partir de ese momento ser el primer clasificado de Ormazabal en la Santurce a Bilbao se convirtió en su gran obsesión…

Por otro lado, como comentaba anteriormente Juanjín y yo comenzamos a entrenar juntos algunos días. Recuerdo en concreto un entreno en mi recorrido más habitual (mi casa, Astrabudúa, ría, puente colgante, Romo, rotonda de Romo, Leioa, mi casa). Aquel día hice un tiempo (47:30), que no he podido igualar, aunque lo habré hecho más de 100 veces. Pero es que Juanjín era una liebre espectacular (este comentario que parece tan inocuo os haría mucha gracia una vez conocido el desenlace de la historia, ¿verdad Juanjín?).

También hicimos juntos algunas carreras. Recuerdo 2 con especial cariño:

La primera, la Media Maratón de Montaña de Urkiola. ¡Qué cabronazo el Juanjín! Me quiso convencer, qué coño, me convenció de que se llamaba “de montaña” porque tenía lugar en una montaña, pero que apenas tenía cuestas. ¡Nada, sólo 500 metros de desnivel positivo! Para no escribir tacos en este fino blog, os pongo algunas fotos que al verlas os harán sentir lo mismo que yo al ver el perfil de la carrera:

 

En fin, la verdad es que fue duro de cojones (perdón), pero conseguí acabar, y viéndolo con perspectiva, fue un carrerón: hice un tiempo de 1 hora 52 minutos 44 segundos, a un ritmo de 5:20. ¡Increíble! Pero lo que nunca olvidaré fueron los aplausos y ánimos en Juanjín al verme llegar a la línea de meta (él había acabado 2 minutos antes). Ese día aprendí lo que es ser un deportista y buen compañero. Diría buen amigo, pero después de lo que pasó un mes después en la Santurce a Bilbao me daría vergüenza llamarle así, jeje.

A esa carrera le siguieron algunas más, casi siempre con el mismo guión: Juanjín tiraba de mí, me motivaba, me animaba, me esperaba… y entrábamos juntos a meta.

Este guión se repitió hasta la Behobia-San Sebastián, 2 semanas antes de la gran apuesta. Era una carrera que yo afrontaba con ciertos temores: son algo más de 20km. y tiene un puerto de casi un kilómetro hacia la mitad de la carrera. Además venía de jugar 2 partidos el día anterior, y tenía las piernas a punto de estallar.

De modo que decidí tomármelo con calma, y así se lo hice saber a Juanjín, al menos hasta subir el puerto. La verdad es que la carrera fue perfecta. Sufrimos poco, llegamos como toros a la meta y además el tiempo fue muy bueno (creo recordar que sobre 1:35). Ese día aprendí que es mejor salir despacio y acabar rápido que al revés.

Perdón, tengo que corregir la afirmación de que “llegamos como toros a meta”. En realidad, llegamos como toros a falta de 1,5km. para la meta. En ese momento le dije a Juanjín que estaba muy fuerte y que me apetecía ir a tope hasta el final y empezar a adelantar gente como un loco. Juanjín pareció decir que sí, pero cuando me puase a tirar me dijo: “Espera, que me está entrando el flato”. ¿Cómo? ¿Había sacado de punto a Juanjín? ¿Habría conseguido llegar a su nivel? ¿Tendría opciones reales de ganarle en la Santurce a Bilbao? Por supuesto me porté como un caballero y le esperé para llegar juntos a meta. ¿Qué no me reconocéis? ¿Qué el Óscar de siempre le habría ganado y humillado durante años recordándole la derrota? Sí, pero no. Mi mente estaba en ese momento en la Santurce a Bilbao, “LA CARRERA”. Ese día, a la entrada de Donosti, podía estar empezando a ganar la Santurce a Bilbao de Ormazabal…

Aunque no lo dijo, a Juanjín le dolió mucho que le tuviera que esperar. Tanto, que me dijo que en la carrera de la semana siguiente, la Herri Krosa, no me esperaría, iríamos cada uno a nuestro ritmo. La excusa fue que quería ver su verdadero nivel y tiempo en una carrera de 10K. Pero él y yo sabíamos que estaba picado en su (poco, la verdad) orgullo y quería demostrar quién era el mejor una semana antes de la gran competición.

Por desgracia para mí y suerte para él, el día antes de la Herri Krosa me lesioné, un pequeño tirón en el isquio de mi pierna derecha. A falta de sólo 8 días para “LA CARRERA”, esto sólo significaba una cosa: Benoit y Gustavo se jugarían mi plaza de parking de Ormazabal en la Santurce a Bilbao, mientras que yo tendría que conformarme con esperarles en la meta para felicitar al ganador.

Pero lo que más me dolía no era eso. Lo peor era que no podría vencer a mi maestro en la carrera en la que más daño le haría, en esa que llevaba meses esperando para demostrar que era el mejor corredor de Ormazabal. Es decir, nunca podría disputar La mejor carrera de mi vida…

Read Full Post »

Hace tiempo que quería colgar esta entrada en el blog, estaba esperando a poder poner un mapa con todos los puntos donde he corrido, pero los amigos de Geonaute (el software que utilizo para el reloj GPS) pasan bastante de mí, así que he decidido colgarla sin esa imagen, y si me lo solucionan la añadiré más tarde.

Ha pasado casi un año desde que decidimos correr el maratón de New York y casi 700 km por mis zapatillas en un total de 96 entrenamientos, todavía nos quedan 476 días para el gran evento y supongo que muchísimos más km de los que ya hemos recorrido porque ahora es cuando empieza la preparación de verdad. 28 ciudades de 4 países diferentes me han visto entrenar por sus calles a lo largo de este tiempo:

1-Erandio (Bizkaia)

2-Valdeaveruelo (Guadalajara)

3-San José (Almería)

4-Fazouro (Galicia)

5-San Juan (Alicante)

6-Moralzarzal

7-Sevilla

8-Palma de Mallorca

9-Alcalá de Henares (Madrid)

10-Madrid

11-Bielefeld (Alemania)

12- Valencia

13- Barcelona

14-Marbella

15-Bilbao

16-Getxo (Bizkaia)

17-Oporto

18-Gijón

19-Andorra la Vella

20-Santa Cruz de Tenerife

21-Las Palmas de Gran Canaria

22-Santiago de Compostela

23-Llanera (Asturias)

24-Magdeburg (Alemania)

25-Vitoria

26-Girona

27-Terrasa

28-Santa Cruz de Retamar (Toledo)

Reflexiones después de estos meses de entrenamiento:

-Hay que estar chalado para plantearse un reto de estos, y para hacerlo ni te cuento…

Estoy locooooo

-En vacaciones me va a costar un huevo salir a entrenar, pero si quiero correr el Bilbao Night Marathon, no me va a quedar otro remedio.

Salgo a entrenar o me quedo tirado en el sofá

Salgo a entrenar o me quedo tirado en el sofá

-Si todos los que dicen que no voy a ser capaz de correr un maratón apostasen, iba a ganar muuuuucha pasta.

Hasta Monty Burns me debería pasta

Hasta Monty Burns me debería pasta

-Las resacas no son nada buenas para salir a correr (creo que esto ya os lo imaginabais), sólo he salido a correr un domingo.

-No sé correr más despacio de 5:30 el kilómetro y por lo visto eso no es bueno, hay que saber controlar los ritmos, creo que el motivo es que quiero llegar a casa lo antes posible para tomarme una birra.

-Revisando las tablas de seguimiento de mis entrenamientos, me he dado cuenta de que los viajes me sirven de motivación para entrenar, creo que no ha habido ni un solo día que haya dormido en una ciudad nueva que no haya salido a entrenar por la noche o por la mañana y en ocasiones las dos veces. Además de esto, los ritmos suelen ser mejores que cuando entreno por mi casa (las cuestas también influyen).

¡Cuidado seguidores del otro lado del charco, es posible que este verano me veáis correr por vuestra ciudad!

Read Full Post »

Older Posts »